Gutiérrez Aragón ingresa en la RAE con un discurso sobre la escritura fílmica

MGA_1

El guionista, director de cine y escritor Manuel Gutiérrez Aragón (Torrelavega, Cantabria, 1942) ha tomado posesión de su plaza (silla «F») en la Real Academia Española (RAE) con un discurso titulado En busca de la escritura fílmica. En nombre de la corporación, le ha dado la bienvenida José María Merino.

Gutiérrez Aragón fue elegido académico de número el 16 de abril de 2015 para ocupar la vacante dejada por el economista y escritor José Luis Sampedro, fallecido en 2013, «un sabio, un hombre de bien y un escritor tan admirado como querido», tal y como lo ha definido el propio Gutiérrez Aragón al inicio de su discurso.

Gutierrez_Aragon_2

SOBREVIVIR AL CAOS

El nuevo académico ha comenzado su intervención recordando los inicios de su relación con el séptimo arte, que se remontan a la infancia y la adolescencia, cuando acudía al cine de Torrelavega a ver películas que luego comentaba en las cenas con su tía abuela. Allí, en conversaciones con ella, descubrió lo que significaba encarnar un papel. Fue tras la proyección de La heredera (1940), de William Wyler:

«Manifesté mi extrañeza de que Olivia de Havilland fuera considerada fea en aquel personaje, cuando en realidad resultaba como era habitualmente, o sea, bastante guapa. Bien es verdad que el pelo estirado no la favorecía, pero de eso a parecer un adefesio… Mi tía apostilló: “Las actrices son siempre guapas, solo que hacen de feas. Lo demás lo pones tú”».

En 1962 ingresó en la legendaria Escuela de Cine de Madrid, en donde descubrió con colegas y maestros —Luis García Berlanga, Juan Antonio Bardem, José Luis Borau, Carlos Saura— los misterios y las dificultades del cineasta:

«Que el oficio de narrar historias me venía de la literatura era tan patente que […] algunos de mis compañeros me vaticinaron que yo sería un buen guionista, pero dudaban de que yo llegara a ser director de cine». Una profesión que plantea, entre otros retos, el de ser capaz, en medio de un rodaje, de «sobrevivir al caos».

De aquellos años de formación y balbuceos le ha quedado una certeza: «Si algo aprendí en la escuela de cine es que en la práctica cinematográfica no se desaprovecha nada».

Manuel_Gutierrez_Aragon_ingreso_RAE


Gran amigo mío, en la época de Profilmes dirigió SONÁMBULOS, una de las películas que especialmente me siento orgulloso de haber producido.

Era y es un loco del cine.

J.A. Pérez Giner

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*